Please insert ads from Admin CP

Autor Tema: Cambiar a los demás  (Leído 934 veces)

0 Usuarios y 1 Visitante están viendo este tema.

reinademicasa

  • Visitante
Cambiar a los demás
« : febrero 02, 2017, 08:31:04 am »
Creo que el error más común cuando alguien trata de influenciar a otra persona, es el hecho de sentirse separado de ella. Cuando entendemos que el mundo entero está enraizado en nuestra conciencia, y que los demás están interpretando el papel que nosotros le estamos dando, descubrimos  que no es allá fuera donde debemos provocar los cambios, sino en nuestra propia conciencia.

Muchas veces nos enfadamos con los demás por reflejar algo que no nos gusta, pero el otro no puede comportarse de otra manera.  El asesino siempre será asesino, y por mucho que intentemos hallar las causas de su comportamiento fuera, por mucho que intentemos castigarle, siempre será así, porque simplemente está respondiendo a la idea que tenemos de él. Al cambiar el concepto de esa persona, ésta cambia. No hay otra manera.

Así vivimos en un mundo donde hay delincuentes, violadores o  personas que se aprovechan de otras, porque tenemos esa idea muy interiorizada. Si creemos que los hombres son infieles, o que los políticos son corruptos, que los demás se aprovechan de nosotros o que no podemos fiarnos de nadie.... siempre habrá personas que nos reflejen esa realidad.

Y ellos no sabrán por qué lo hacen, simplemente "son así". La causa de su comportamiento no está en sus traumas infantiles, ni en las experiencias que hayan vivido, todo eso es secundario.

La única manera de cambiar a la otra persona es cambiando el concepto que tienes de ella, sentir, hablar y actuar como si esa persona ya fuese como tú deseas, y se comportase como tú quieres que lo haga.

Porque al tratar de cambiarlo de otra forma estás siendo consciente de que todavía no se está comportando como tú quieres.

Interpreta el papel que tu quieras, asúmelo. Revaloriza a la otra persona en tu conciencia, y dale el papel que quieras darle, y asúmelo también. Hazlo para que como dice Neville,  los demás vengan luego a confirmar el cambio.

Porque ellos siempre reflejan el concepto que tenemos no solo de nosotros mismos, sino de los demás, y del mundo en general. 

Si una persona nos hace daño y sentimos deseos de vengarnos, odiarla no es la manera de hacerlo.

Se hace daño a una persona cuando se asume que está por debajo de nosotros, no cuando se la odia o se la envidia, o se siente rabia hacia ella. De esta manera lo único que conseguimos es que siga por encima, dándonos razones para seguir odiándola.

Si alguien quiere regresar con su ex pareja después que ésta le abandonó, lo mejor es asumir que no hay manera de quitársela de encima. Asumir que es la otra persona la que quiere estar con nosotros, y sentir, hablar y comportarse como alguien que tiene a su ex justo donde quiere.

Si queremos que los demás nos traten bien, o nos respeten,  no tenemos que exigirlo, ni exponerles nuestras quejas. Simplemente asumir una vez más, que somos respetados. 

Si queremos acabar con el hambre, con las guerras, con las injusticias.... hay que dejar a un lado nuestra necesidad de quejarnos y de reaccionar a un mundo que no nos gusta, abandonar nuestra actitud victimista y dedicarnos a asumir que vivimos en un mundo de paz, de abundancia y de justicia.

Así con todo.

Y entonces, solo entonces, ese cambio se reflejará en lo externo.

Pero muchos preguntarán, ¿qué pasa con el libre albedrío?

No puedes obligar a una persona a que haga algo que no desea, eso es cierto. Porque obligar es como intentar cambiar al personaje desde dentro de la proyección.

Su libre albedrío es una ilusión que solo tiene sentido dentro de la película. Al ladrón no puedes obligarle a que se comporte como una persona honrada. A la persona que no te quiere no puedes obligarla a que te quiera.

Pero al hacer el cambio en tu conciencia, se asume que la persona debe interpretar su papel, y ésta no tendrá otra opción que hacerlo. Externamente, ella creerá que decide, y en eso consiste su libre albedrío, pero no es más que una ilusión. De hecho, nuestras decisiones son inconscientes, primero actuamos, y después justificamos nuestra conducta con un montón de razones lógicas.

Cuando asumes que la otra persona te ama, te respeta, o que es así o asá, en realidad no estás manipulando a nadie, simplemente estás saltando a una versión de realidad donde esa persona decide amarte, respetarte. Allí no infringes el libre albedrío de nadie, porque en esa línea temporal de acontecimientos, la otra persona siempre ha sido así.

El mundo no es más que un reflejo de nuestro estado de conciencia, y el pensamiento es la semilla. La idea de que la otra persona te ama, es la semilla de una realidad en la que esa persona te está amando. La idea de que la otra persona está con alguien, es la semilla de una realidad donde está con alguien. Y nosotros elegimos que semillas plantamos, lo hacemos todo el tiempo, consciente o inconscientemente.






Fluyendo

  • Visitante
Re:Cambiar a los demás
« Respuesta #1 : febrero 02, 2017, 08:49:23 am »
libre albedrío es una ilusión que solo tiene sentido dentro de la película. Al ladrón no puedes obligarle a que se comporte como una persona honrada. A la persona que no te quiere no puedes obligarla a que te quiera.

Pero al hacer el cambio en tu conciencia, se asume que la persona debe interpretar su papel, y ésta no tendrá otra opción que hacerlo. Externamente, ella creerá que decide, y en eso consiste su libre albedrío, pero no es más que una ilusión. De hecho, nuestras decisiones son inconscientes, primero actuamos, y después justificamos nuestra conducta con un montón de razones lógicas.

Cuando asumes que la otra persona te ama, te respeta, o que es así o asá, en realidad no estás manipulando a nadie, simplemente estás saltando a una versión de realidad donde esa persona decide amarte, respetarte. Allí no infringes el libre albedrío de nadie, porque en esa línea temporal de acontecimientos, la otra persona siempre ha sido así.

El mundo no es más que un reflejo de nuestro estado de conciencia, y el pensamiento es la semilla. La idea de que la otra persona te ama, es la semilla de una realidad en la que esa persona te está amando. La idea de que la otra persona está con alguien, es la semilla de una realidad donde está con alguien. Y nosotros elegimos que semillas plantamos, lo hacemos todo el tiempo, consciente o inconscientemente.


Completamente de acuerdo contigo.

Solo cuando tengas la certeza de que el Mundo es un estado de nuestra conciencia, avanzarás  en la consecución de los "deseos" que incluyen a personas.

La verdad que el post tiene muchas frases para enmarcar.

Congratulations!



abrilvaliosa

  • Visitante
Re:Cambiar a los demás
« Respuesta #2 : febrero 02, 2017, 11:14:03 am »
Gracias... como hecho para mí el post y el aporte d moni (:

Fluyendo

  • Visitante
Re:Cambiar a los demás
« Respuesta #3 : febrero 02, 2017, 11:17:53 am »
Gracias... como hecho para mí el post y el aporte d moni (:


Todos estamos conectados, no te olvides

abrilvaliosa

  • Visitante
Re:Cambiar a los demás
« Respuesta #4 : febrero 02, 2017, 11:34:37 am »
Jaja siii.

reinademicasa

  • Visitante
Re:Cambiar a los demás
« Respuesta #5 : febrero 02, 2017, 12:04:39 pm »
Gracias... como hecho para mí el post y el aporte d moni (:


Todos estamos conectados, no te olvides

Exacto.

De hecho, esto se puede ver claramente cuando uno cambia, y a su alrededor todo el mundo parece confirmar el cambio.

Estás esperando algo, y justo cuando dejas de esperar, las personas empiezan a moverse para darte lo que querías. Esto ocurre muchas veces cuando esperas dinero, o cuando quieres vender algo, que justamente al relajarte y olvidarte del tema aparecen todos los compradores.

Cuando estás buscando trabajo y no encuentras, y una vez te sale algo, empiezan a acumularse las ofertas.

O con el tema de los amores del pasado, que casualmente vuelven todos justo cuando ya pasas de ellos, es como si lo intuyeran ¿verdad? Estás empezando a olvidarte de su existencia y ahí es cuando empiezan a amontonarse....

Efectivamente, cuando tu cambias, todo cambia, porque la conciencia es holográfica, y cualquier cambio en una de las partes se refleja en el todo, es decir, en cada una de las partes que la forman.

Gregg Braden lo explica en uno de sus libros, que al orar por las personas no tenemos que hacer nada para que el mensaje les llegue o para que el cambio se produzca en ellas, porque cuando nosotros asumimos el sentimiento en nuestro interior, ya sea su curación, la relación que tienen con nosotros,  o lo que sea que pidamos, ellos reaccionan al mismo tiempo. Cuando yo cambio, los demás cambian.

Cuando yo me perdono, los demás me perdonan.

No necesito hacerle llegar ningún mensaje, ni ponerme en contacto con la otra persona, o pedirle perdón directamente, simplemente asumir que me ha perdonado.

Cuando me siento querida, los demás me quieren.

Tampoco necesito hacer cosas para llamar la atención, ni que esas personas me quieran. Al asumir que ya es así, ellos lo confirman automáticamente.

Si quieres que alguien te busque, o se ponga en contacto contigo, lo mismo. No necesitas pedírselo directamente, simplemente asumirlo.



Fluyendo

  • Visitante
Re:Cambiar a los demás
« Respuesta #6 : febrero 02, 2017, 12:34:06 pm »
 :033: :2vxnon9:

reinademicasa

  • Visitante
Re:Cambiar a los demás
« Respuesta #7 : febrero 04, 2017, 12:34:16 pm »
Extractos del libro "Plegaria - El arte de creer" (Neville Goddard)

Lo que tu sinceramente crees verdad de otro, eso despiertas dentro de él.
Nadie necesita ser puesto en trance, a la manera ordinaria, para ser ayudado. Si el sujeto está inavisado conscientemente de la sugestión, y si la sugestión es dada con convicción y aceptada confiadamente por el operador como verdadera, entonces tienes el contexto ideal para una plegaria exitosa.

Represéntate mentalmente al sujeto como si ya hubiera hecho lo que deseas que haga. Háblale mentalmente y congratulale por haber hecho lo que quieres que haga. Mentalmente, obsérvalo en el estado que quieres que obtenga. Dentro del círculo de su acción, cada palabra hablada subjetivamente despierta, objetivamente, lo que afirma. La incredulidad de parte del sujeto no es una traba cuando tú estás en control de la ensoñación.

Valiente afirmación de tu parte, mientras estás en un estado parcialmente subjetivo, despierta lo que afirma. Auto-confianza de tu parte y la completa creencia en la verdad de tu aserción mental son todo lo que se necesita para producir resultados.

Visualiza el sujeto e imagina que oyes su voz. Esto establece contacto con su mente subjetiva. Esto establece contacto con su mente subjetiva. Entonces imagina que te está diciendo lo que tu quieres oír. Si quieres mandarle palabras de salud y riqueza, entonces imagina que él te está diciendo "Nunca me he sentido mejor y nunca he tenido más", y mentalmente cuéntale de tu dicha en ser testigo de su buena fortuna. Imagina que ves y escuchas su dicha.

Una conversación mental con la imagen subjetiva de otro debe ser de tal manera que no exprese la menor duda sobre la verdad de lo que escuchas y dices. Si tienes la mínima idea de que no crees lo que has imaginado que has escuchado o visto, el sujeto no cumplirá, pues tu mente subjetiva transmitirá solo tus ideas fijas. Solo ideas fijadas pueden despertar su vibracional correlato en aquellos a los que se dirijan. El sujeto no solamente ejecuta el estado afirmado, sino que lo hace como si la decisión se hubiera producido por si misma, o la idea hubiera sido originada por él.

Un amigo a miles de kilómetros está enraizado en tu conciencia a través de tus ideas fijas sobre él. Pensar en él y representartelo interiormente en el estado que le deseas, confiado de que esta imagen subjetiva es tan verdadera como si estuviera ya objetivizada, despierta en él un estado correspondiente que debe objetivizar. Los resultados serán tan obvios como oculta fue la causa. El sujeto expresará el estado despertado dentro de si y permanecerá inconsciente de la verdadera causa de su acción. Tu ilusión de libre albedrío no es sino la ignorancia de las causas que te hacen actuar.


coconut

  • Aprendiz
  • *****
  • Mensajes: 280
Re:Cambiar a los demás
« Respuesta #8 : febrero 04, 2017, 02:13:08 pm »
Creo que el error más común cuando alguien trata de influenciar a otra persona, es el hecho de sentirse separado de ella. Cuando entendemos que el mundo entero está enraizado en nuestra conciencia, y que los demás están interpretando el papel que nosotros le estamos dando, descubrimos  que no es allá fuera donde debemos provocar los cambios, sino en nuestra propia conciencia.

Muchas veces nos enfadamos con los demás por reflejar algo que no nos gusta, pero el otro no puede comportarse de otra manera.  El asesino siempre será asesino, y por mucho que intentemos hallar las causas de su comportamiento fuera, por mucho que intentemos castigarle, siempre será así, porque simplemente está respondiendo a la idea que tenemos de él. Al cambiar el concepto de esa persona, ésta cambia. No hay otra manera.

Así vivimos en un mundo donde hay delincuentes, violadores o  personas que se aprovechan de otras, porque tenemos esa idea muy interiorizada. Si creemos que los hombres son infieles, o que los políticos son corruptos, que los demás se aprovechan de nosotros o que no podemos fiarnos de nadie.... siempre habrá personas que nos reflejen esa realidad.

Y ellos no sabrán por qué lo hacen, simplemente "son así". La causa de su comportamiento no está en sus traumas infantiles, ni en las experiencias que hayan vivido, todo eso es secundario.

La única manera de cambiar a la otra persona es cambiando el concepto que tienes de ella, sentir, hablar y actuar como si esa persona ya fuese como tú deseas, y se comportase como tú quieres que lo haga.

Porque al tratar de cambiarlo de otra forma estás siendo consciente de que todavía no se está comportando como tú quieres.

Interpreta el papel que tu quieras, asúmelo. Revaloriza a la otra persona en tu conciencia, y dale el papel que quieras darle, y asúmelo también. Hazlo para que como dice Neville,  los demás vengan luego a confirmar el cambio.

Porque ellos siempre reflejan el concepto que tenemos no solo de nosotros mismos, sino de los demás, y del mundo en general. 

Si una persona nos hace daño y sentimos deseos de vengarnos, odiarla no es la manera de hacerlo.

Se hace daño a una persona cuando se asume que está por debajo de nosotros, no cuando se la odia o se la envidia, o se siente rabia hacia ella. De esta manera lo único que conseguimos es que siga por encima, dándonos razones para seguir odiándola.

Si alguien quiere regresar con su ex pareja después que ésta le abandonó, lo mejor es asumir que no hay manera de quitársela de encima. Asumir que es la otra persona la que quiere estar con nosotros, y sentir, hablar y comportarse como alguien que tiene a su ex justo donde quiere.

Si queremos que los demás nos traten bien, o nos respeten,  no tenemos que exigirlo, ni exponerles nuestras quejas. Simplemente asumir una vez más, que somos respetados. 

Si queremos acabar con el hambre, con las guerras, con las injusticias.... hay que dejar a un lado nuestra necesidad de quejarnos y de reaccionar a un mundo que no nos gusta, abandonar nuestra actitud victimista y dedicarnos a asumir que vivimos en un mundo de paz, de abundancia y de justicia.

Así con todo.

Y entonces, solo entonces, ese cambio se reflejará en lo externo.

Pero muchos preguntarán, ¿qué pasa con el libre albedrío?

No puedes obligar a una persona a que haga algo que no desea, eso es cierto. Porque obligar es como intentar cambiar al personaje desde dentro de la proyección.

Su libre albedrío es una ilusión que solo tiene sentido dentro de la película. Al ladrón no puedes obligarle a que se comporte como una persona honrada. A la persona que no te quiere no puedes obligarla a que te quiera.

Pero al hacer el cambio en tu conciencia, se asume que la persona debe interpretar su papel, y ésta no tendrá otra opción que hacerlo. Externamente, ella creerá que decide, y en eso consiste su libre albedrío, pero no es más que una ilusión. De hecho, nuestras decisiones son inconscientes, primero actuamos, y después justificamos nuestra conducta con un montón de razones lógicas.

Cuando asumes que la otra persona te ama, te respeta, o que es así o asá, en realidad no estás manipulando a nadie, simplemente estás saltando a una versión de realidad donde esa persona decide amarte, respetarte. Allí no infringes el libre albedrío de nadie, porque en esa línea temporal de acontecimientos, la otra persona siempre ha sido así.

El mundo no es más que un reflejo de nuestro estado de conciencia, y el pensamiento es la semilla. La idea de que la otra persona te ama, es la semilla de una realidad en la que esa persona te está amando. La idea de que la otra persona está con alguien, es la semilla de una realidad donde está con alguien. Y nosotros elegimos que semillas plantamos, lo hacemos todo el tiempo, consciente o inconscientemente.

Reina, entiendo que si todos somos parte de la misma conciencia y las acciones de otro hacia nosotros están basadas en nuestras creencias y y en las expectativas que tenemos respecto a esa persona, también nuestros sentimientos y comportamientos hacia esa persona responden a lo que ella espera de nosotros. Pensamos que son decisiones nuestras pero en realidad no tenemos ese libre albedrío. En ese caso entiendo que si yo me enamoro de alguien o si deseo profundamente volver con mi pareja, es porque esta persona también lo desea o tiene ciertos sentimientos hacia mí. ¿He entendido bien?
El amor es lo único que crece cuando se reparte.
Antoine de Saint-Exupéry

reinademicasa

  • Visitante
Re:Cambiar a los demás
« Respuesta #9 : febrero 04, 2017, 02:36:56 pm »
Reina, entiendo que si todos somos parte de la misma conciencia y las acciones de otro hacia nosotros están basadas en nuestras creencias y y en las expectativas que tenemos respecto a esa persona, también nuestros sentimientos y comportamientos hacia esa persona responden a lo que ella espera de nosotros. Pensamos que son decisiones nuestras pero en realidad no tenemos ese libre albedrío. En ese caso entiendo que si yo me enamoro de alguien o si deseo profundamente volver con mi pareja, es porque esta persona también lo desea o tiene ciertos sentimientos hacia mí. ¿He entendido bien?

No, hay muchos casos de personas que quieren estar con alguien y no son correspondidas.

Existe una conciencia que algunos llaman Dios, de la cual todo somos partes, y a la cual todos tenemos acceso. Mientras tu sigas siendo consciente de que QUIERES estar con una persona, seguirás reflejando ese deseo, es decir, el estado de carencia, no de satisfacción. Y esa persona no podrá estar contigo porque tu la mantienes lejos al sentirte identificada con esa realidad donde deseas estar con él porque no lo estás.

Para que esa persona esté contigo tienes que hacer un cambio en la conciencia y moverte gradualmente al estado donde ya estás con él y eres correspondida.

Si sientes el deseo es simplemente porque esa realidad ya existe, de lo contrario no podrías pensar en ella. Pero existe para ser seleccionada, hasta que no la seleccionas (asumiendo que ya es), y mientras sigas manteniéndote en el estado de deseo no podrás obtener lo que quieres. Seguirás deseando eternamente.

Que la otra persona te quiera o no, depende de tus creencias. Si crees que te quiere, te quiere. Si crees que no, pues no. Si tienes dudas, atraerás situaciones confusas que te hagan dudar.

Para que te quiera, simplemente tienes que identificarte con esa realidad en la cual el ya está enamorado de ti, y creerlo. Asumir que ya te ama.

No hay otra manera, para todo cuanto quieras experimentar, ten fe y ocurrirá.

La interpretación que yo hago, es que al sentir el deseo de manifestar X en lugar de Y es porque esa realidad probablemente esté más en sintonía contigo, y forme parte de tu propósito, o como quieras llamarlo, pero también es cierto que mientras te mantengas deseando, no permites que la manifestación se de.
« Última Modificación: febrero 04, 2017, 02:42:09 pm por reinademicasa »

coconut

  • Aprendiz
  • *****
  • Mensajes: 280
Re:Cambiar a los demás
« Respuesta #10 : febrero 04, 2017, 02:43:08 pm »
Gracias! Tenía la duda de si yo actuaba así porque él quería o simplemente yo quiero, o ambos porque es una conciencia...

Bueno, asumir y asumir. No queda otra.   :43e5rtk:
El amor es lo único que crece cuando se reparte.
Antoine de Saint-Exupéry

sonia811

  • Aprendiz
  • *****
  • Mensajes: 209
Re:Cambiar a los demás
« Respuesta #11 : febrero 07, 2017, 06:36:32 pm »
@Reinamicasa madre mía! Deberíamos de llamarte @Reinadelforo! jejeje en serio me has deslumbrado con semejantes escritos! son tuyos? o los sacas de algún lado?? sea como sea.. dios mio.. contienen más verdades q templos!

Me encanta leer esto y lo voy a practicar.. ya que casi nunca me han correspondido los chicos a los q yo he AMADO..

 hail
Pero al hacer el cambio en tu conciencia, se asume que la persona debe interpretar su papel, y ésta no tendrá otra opción que hacerlo. Externamente, ella creerá que decide, y en eso consiste su libre albedrío, pero no es más que una ilusión. De hecho, nuestras decisiones son inconscientes, primero actuamos, y después justificamos nuestra conducta con un montón de razones lógicas.

Cuando asumes que la otra persona te ama, te respeta, o que es así o asá, en realidad no estás manipulando a nadie, simplemente estás saltando a una versión de realidad donde esa persona decide amarte, respetarte. Allí no infringes el libre albedrío de nadie, porque en esa línea temporal de acontecimientos, la otra persona siempre ha sido así.


Eso ha sido TREMENDO!!! Y el ultimo escrito q escribiste también.. en el q decía q si solo deseamos y queremos seguiremos haciendo eso toda la vida! ok

Lo mejor es ASUMIR y ELEGIR nuestra realidad.. yo ya voy asumiendo QUE ME QUIERE EL Q YO AMO Y SOY CORRESPONDIDA... y tb que ya NO TIENE NOVIA.. esta solo y enterito para mí! Asi como mi nombre es mío asumo esta realidad... que me quiere con locura.. e incondicionalmente.. y sé q lo veré cristalizado pronto.. ya han habido algunas confesiones antes y una ultima declaración q me dejó caer de que me QUIERE.. creo q me costaba creerlo.. pero  YA LO ASUMO COMPLETAMENTE Y SÉ Q PRONTO SEREMOS UNA PAREJA MUY FELIZ... :033:

Mil Gracias @reinademicasa pq como tus posts NINGUNO! Y me voy a copiar este para leermelo siempre.. para q jamás decaiga la fé...

Sigue publicando aportaciones de este tipo que ayudan mucho! Graciass bella y Gracias a ti tb @moni18 ok

Besitoss :TFR19: :2vxnon9:
« Última Modificación: febrero 07, 2017, 06:43:32 pm por sonia811 »

CaboReyes

  • Aprendiz
  • *****
  • Mensajes: 292
Re:Cambiar a los demás
« Respuesta #12 : febrero 07, 2017, 10:25:11 pm »
Yo creo que no se puede cambiar una persona porque estas no son por definicion de una determinada manera, una persona tiene tantas formas de comportarse como roles pueda cumplir en su vida, asi sera de una forma como padre, y seguramente de una forma con cada uno de sus hijos, en su trabajo, con su esposa , con sus amigos, etc. Al ser algo tan heterogeneo y bastante desordenado no lo veo moldeable, lo que creo firmemente que podemos hacer es cambiar la forma en que una persona se expresa con nosotros, es decir, si una persona se comporta de una manera mala/indiferente hacia nosotros , seguramente cambiando la idea que tengamos hacia ella, cambiemos la forma en que su personalidad se expresa con nuestra persona, es conceptual pero al final del asunto es la misma conclusion, todo esta dentro nuestro, en nuestra concepcion sobre la persona. buen aporte  leyendoo